Actualidad
recent

Publicidad

Arsenal-Sunderland

Partido plácido de los locales desde el primer momento ante un Sunderland del que se esperaba mas ya que necesitaba sumar como fuese para intentar salir de la zona complicada de la tabla. De ganar el Arsenal se mantenía a un solo punto del Chelsea y pugnando por quedar finalmente primero de la Premier a final de la temporada.

En el minuto 5 Wilshere inició jugada, combinación de lujo en la frontal con Rosicky quien se la devolvió y ya dentro del área rival intentó chutar pero ante la carga de un rival el balón salió despedido y Giroud se la encontró y no dudó en darle con la zurda de primeras y alojarla lamiendo el palo en la meta rival. El portero nada pudo hacer. En el minuto 20 Podolski con zurda tiró desde su casa, obligando a Mannone a estirarse y hacer una palomita al alcance de muy pocos. Muy plástico el paradón del portero.

Lamentable pérdida de balón en el minuto 30 de la zaga del Sunderland, el central intenta combinar con el portero, se queda corto el pase y Giroud muy listo se adelantó y ante Mannone puso el 2-0 con un disparo suave y raso. Regalo lamentable del Sunderland. Ya al final de la primera parte el Arsenal elaboró la madre de todas las jugadas, en concreto Rosicky. Combinó en sucesivas paredes Rosicky con Wilshere, Cazorla y finalmente con Giroud, quien se la metió al área. Tras ésto Rosicky se quedó mano a mano contra el portero, parecía que no iba a llegar a ese último pase pero finalmente alargó la pierna y se la picó a Mannone que nada pudo hacer. Suponía el 3-0 tras una jugada brillante.

Prueba del decepcionante nivel defensivo del Sunderland fue una jugada en la reanudación en la que Sagna centró y al ir a despejar un central casi se la mete en propia. Fatal todos los defensas del equipo visitante. El 4-0 vendría en la salida de un córner en el que Koscielny cabeceó absolutamente solo, y el remate ante las facilidades fue impecable y el balón acabó en gol. El Sunderland despertó ante un Arsenal que ya daba por cerrado el encuentro. Centro desde banda derecha que cabecea hacia atrás Larsson y en segunda línea apareció Ki Sung-Yong quien disparó, pero la sacó como pudo Szczesny.

Wilshere en el 75 montó una rápida contra y habilitó a Gnabry, quien chutó estando solo, pero le pegó mordida y Mannone la paró con la mano en el último momento. Dos minutos después Larsson lo intentó de falta directa desde el perfil zurdo del área, por el lado del portero, pero el balón salió lamiendo la escuadra. El premio para el Sunderland vendría desde la banda derecha, de nuevo a saque de falta botado por Larsson, Szczesny despeja de puños y Giaccherini en la frontal se la encuentra, controla y volea el esférico, que entró con efecto en el palo cruzado, lamiendo el palo, imparable para Szczesny. Golazo que supuso el 4-1 definitivo, triunfo merecido del Arsenal.
WEBdeLUJO Web & Marketing Online

WEBdeLUJO Web & Marketing Online

Con la tecnología de Blogger.