Breaking News
recent

Meta Imbatida, objetivo del Madrid durante toda la temporada.

Se enfrentaba el Real Madrid en el Bernabéu ante una Real Sociedad bastante menguada con respecto al año pasado, a pesar de no haberse producido muchas bajas en su conjunto. Era una prueba mas para el entrenador del Madrid, después de que aceptase de manera pública que los pitos eran entendibles ya que su equipo no realizaba un fútbol adecuado a los jugadores que posee el club.

El partido empezó siendo un vendaval de oportunidades del Real Madrid ante una muy floja Real Sociedad, que no presionaba y dejaba jugar y hacer a sus rivales lo que querían. Xabi Alonso recorría el campo a sus anchas ayudado por Modric y de vez en cuando realizaba alguna diagonal marca de la casa a las espaldas de los adversarios que rompía el juego y cambiaba el sentido de todos los balances ofensivos, creando peligro real en sus acciones.

Y así se desencadenaba el partido, con ráfagas de contraataques fulgurantes guiados por Xabi, uno de ellos, tras diagonal al perfil izquierdo del Madrid, lo controla a las mil maravillas Benzema, quien levantó la cabeza y le puso a Cristiano un balón sorteando a la defensa, que el portugués solo tuvo que controlar y empalar, metiendo el 1-0. Fallo claro de la zaga que dejó al ariete blanco absolutamente solo en el segundo palo. Esta acción fue muy repetida durante todo el partido, la defensa de la Sociedad estaba muy compacta y dejaba grandes huecos en las bandas, que aprovechaban Bale o Carvajal con mucha frecuencia.

El partido era caótico para los donostiarras que no sabían que hacer con la bola, en una nueva contra liderada por Benzema, teniendo como opciones Cristiano y Bale, el francés decidió abrir a banda izquierda hacia Ronaldo, que se metió en el perfil izquierdo del área y da el pase de la muerte. Benzema acierta a llegar y desde la frontal del área y de primeras le pega al balón de tal forma que el balón se va alejando del portero y entra lamiendo la cepa del palo contrario. Era el 2-0 y la Real Sociedad aún no sabía que hacer con el balón.

El tercer gol del Madrid vino precedido de una falta clara de Benzema en la medular del terreno de juego, roba el balón tras cometer falta y se la pasa a Cristiano, quien encara a un defensa y chuta, con tan mala fortuna que al caer el central le da en la mano y el árbitro señala inmediatamente penal. Cristiano lo sentenció tirando a media altura por el medio y poniendo el 3-0 en el marcador. El partido seguía siendo un festival blanco en todos los aspectos, con posesiones estratosféricas pero sin aburrir a los espectadores, acabando las jugadas y montando contras de lujo al alcance solo del mítico Real Madrid.

De nuevo recupera la bola el Madrid en la presión avanzada que ejecutó durante toda la primera parte, le llega a Carvajal quien recorre la banda derecha montando un nuevo(si, otro mas) contraataque y le cede la pelota a Bale, quien pasa al hueco a un Khedira que se había incrustado de delantero y desde plena frontal mete un latigazo potente, mal colocado, pero potente que sirvió para certificar el definitivo 4-0 en su primera parte. Bravo se había tirado ya a un lado y el remate, que iba al medio, pudo acabar de esta forma como gol definitivamente.

El equipo blanco realizó los mejores 45 minutos de todo el campeonato sin ninguna duda, al alcance a día de hoy de ningún otro club, sin embargo la segunda mitad fue todo lo contrario, aburrida, pastosa, lenta, nada trepidante, fue normal, y eso no le gustó a la afición del Real Madrid, que a pesar de ir ganando 4-0 pitó de nuevo. Pitos a los jugadores y al entrenador. Es en el único sitio del mundo donde sucede este tipo de cosas, ir ganando 4-0 y que te piten, pero los piperos son así, no descubrimos nada nuevo, lamentable la afición del Real Madrid una vez mas, lamentable.

La Real Sociedad despertó y comenzó a manejar mas el juego, a usar mas las desaparecidas bandas y za comprometerse y luchar todos los balones en el centro del campo. Tal es así que en una contra de la Sociedad, Carlos Vela mete un pase en largo a Griezmann, quien controla en el área del Madrid, pero es derribado por Diego López. El portero se precipita al achicar huecos y derriba claramente al delantero de la Real Sociedad, pero el árbitro no lo pitó.

Realmente la variedad de Griezmann fuera de la banda, ocupando huecos de delantero centro desconcertó y desquició a toda la defensa blanca, en especial a un todavía no recuperado Varane. En la siguiente jugada de nuevo balon en largo de Vela a Griezmann que Pepe no acierta a despejar hacia delante, dejándosela manda a Griezmann que se la pica a Diego López y pone el 4-1. Quizá antes de que nos muramos todos algún día el Madrid podrá dejar en cero su portería, pero solo quizá, ya que ponga al portero que ponga y ponga a los defensas que ponga, la portería del Madrid parece un colador con un embudo enorme. Todos los equipos que juegan contra el Real saben que mínimo un gol pueden hacerle con facilidad.

La Real Sociedad tuvo otra, se cambiaron los papeles Griezmann y Carlos Vela, el francés es esta vez quien le mete un grandísimo pase en largo a Vela, que controla, se deshace de dos rivales y chuta, teniendo que intervenir Diego López. Fue la mejor parada del partido, una intervención de lujo, la pelota iba cruzada y después de que Vela volease a bote pronto, pero muy ágil Diego, se estira y vuela, logrando desviarla a córner. Pero fue Cristiano quien certificó el definitivo 5-1 y su hattrick particular tras botar una falta con rosquita, no como las suele tirar él, sino mas bien una falta tirada al estilo tradicional, que superó a Bravo, quien se quedó clavado en su palo(en su defensa solo se puede decir que esperaba que Cristiano tirase por su lado) y metió otra falta mas en su haber. No ha sido la mejor, pero el gol cuenta igual.

Morata, que disputó unos minutos, la tuvo, desmarque de Cristiano, que lo vio solo y le puso la pelota, un pase de la muerte al punto de penalti y Morata, absolutamente solo, remató al primer toque, pero la pelota se perdió al cruzarla en demasía. Fue clarísima para el joven ariete blanco, que es muy luchador pero de cara a portería solo tiene suerte en balones aéreos.

Así acabó el partido, 5-1, con una delantera magnífica pero un día mas, con una defensa pobre.

Goles: 1-0 Cristiano; 2-0 Benzema; 3-0 Cristiano de nuevo; el 4-0 fue obra de Khedira. Griezmann hizo el 4-1 y el definitivo 5-1 fue obra de Cristiano.
WEBdeLUJO Web & Marketing Online

WEBdeLUJO Web & Marketing Online

Con la tecnología de Blogger.